Mundos Paralelos

De vuelta al hogar

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

De vuelta al hogar

Mensaje por Uriel el Mar Jun 26, 2012 8:55 am

El viaje duró dos semanas completas y un día. Y además de esto el precio por un lugar en dicha embarcación fue bastante alto.El costo de hacer las cosas rápido, se dijo el joven. Sin embargo, no le falto nada dentro del navío. De hecho fue reconfortante poder comer y dormir bien en aquel lugar. No tuvo mayores problemas, salvo el ardiente sol que pegaba en esos días, pero todo estuvo bien. Y grande fue la sonrisa que puso el joven Ser cuando el capitán anunció la llegada a la Gran Villa.

Luego de baja y dar las gracias por el servicio al capitán, le pagó las monedas de plata y sobre Zekiel, se puso en marcha hacia la Iglesia de Aenor. No tenía mucha idea de como llegar, ya que hace mucho tiempo no visitaba la ciudad, salvo una vaga idea. Sin embargo en su calidad de caballero, se permitió preguntar a uno que otro guardia la ubicación exacta del lugar. Cabalgó con buen paso siguiendo las direcciones de esos hombres confiando en su palabra. La verdad se avergonzaba un poco de no saber exactamente donde estaba, después de todo era la sede misma de la Orden en la ciudad. Y este es el precio de ser haber sido tan despistado en mis tiempos de escudero. Se dijo. Siguió caminando lentamente, sabía que encontraría el lugar. Todo el mundo sabía donde estaba. Lo difícil sería después, cuando trate de encontrar su hogar nuevamente, del cual poseía un par de recuerdos que inundaron sus pensamientos. Lo emocionó estar de vuelta en "casa", pero tenía mucho que hacer aún. Luego pensaría en eso.

-4 monedas de plata
avatar
Uriel

Fecha de inscripción : 21/06/2012


Información de Personaje
Lugar de Nacimiento : La Gran Villa
Títulos :
Renombre : Desconocido.

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: De vuelta al hogar

Mensaje por Creador el Miér Jun 27, 2012 1:50 pm

La ciudad había cambiado mucho en los últimos tiempos y por ello, tras tantos años en el Castillo Negro, Uriel tenía muchos problemas para situarse y para encontrar el templo de la Orden de Aenor. Al menos seguía estando donde siempre, es decir, en lo alto de la colina más alta de la ciudad, gobernando toda la urbe, y cuando llegó a la plaza principal de la Villa pudo ver el templo. No había cambiado en nada pero seguía siendo tan impresionante como siempre.

Estaba sobre un podio con una extensa escalinata, tenía una línea exterior de columnas que sostenían una gigantesca techumbre a dos aguas lleno de tejas rojas y con una cúpula blanca de mármol en el centro. El podio era de piedra y en lo alto, tras las columnas, había cuatro caballeros bien pertrechados que custodiaban la entrada de más de cinco metros de altura. Tenía grandes puertas de madera recubiertas por placas de acero con pan de oro y con motivos labrados de los dioses. La luz del sol hacía brillar aquellas puertas y les daba un aire divino, sobrenatural, y sagrado.

Los caballeros permitían la entrada a todos los fieles para que pudieran alzar sus oraciones al gran Creador. Había capillas laterales dedicadas a los otros dioses y no había asiento alguno, los fieles se arrodillaban ante las diferentes estatuas y en el mismo suelo suplicaban lo que necesitaran.

Había un gran jardín tras el templo, el caballero en sus días jóvenes había ido en alguna ocasión, en el que había un gran árbol que, según la leyenda, había sido plantado por los dioses para cuidar a los hombres y mujeres que habitaran la Gran Villa.


Yo soy el que soy.



Bolsa: Más que tú.

avatar
Creador

Fecha de inscripción : 09/01/2010


Información de Personaje
Lugar de Nacimiento : soy eterno, no nací.
Títulos :
Renombre : Desconocido.

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: De vuelta al hogar

Mensaje por Uriel el Jue Jun 28, 2012 8:07 am

El joven caballero divisó en las alturas la gran Iglesia de la ciudad. Era maravillosa, una estructura que pareciera que el mismísimo Aenor la hubiera construido y la hubiera dejado en nuestro mundo. Preguntar había servido después de todo. Sin pensar mucho se dirigió directo hacia el lugar.

Ya habiendo llegado se encontró con guardias custodiando la entrada. Era obvio, aunque dejaban entrar a quien fuera, que debía tener protección este templo. La Orden tenía enemigos. Pero esto no pasaba por la mente del joven. Solo se maravilló con la vista de magnánima obra. Bajo de Zequiel y llevándolo por las riendas se dirigió hacia los guardias. Hizo una reverencia general y dirigiéndose hacia a todos les habló.

Que Aenor este con ustedes señores, mi nombre es Ser Uriel Leiktor, caballero de la Orden de Aenor. He sido enviado por el Sumo Maestre de la orden para hablar con ser Manfred Hessel sobre cierto problema que ha ocurrido hace poco. Y me han dicho que estaría aquí. Sería posible que me dijerais donde puedo encontrarlo.

Hablo con amabilidad y respeto característicos de su persona, pero con la autoridad que supone un caballero de la Orden. Esperaba un respuesta concisa que no lo hiciera dar muchas vueltas. Estaba ansioso por saber más acerca de lo que debería hacer y además, manifestar su deseo de participar en la justa que mencionó el Maestre. También estaba ansioso por terminar rápido con esto para poder hacer una visita a sus padres. ¿Cómo estarán?, se preguntaba el joven ser. Esperaba tener respuestas a todo esto muy pronto.
avatar
Uriel

Fecha de inscripción : 21/06/2012


Información de Personaje
Lugar de Nacimiento : La Gran Villa
Títulos :
Renombre : Desconocido.

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: De vuelta al hogar

Mensaje por Creador el Jue Jun 28, 2012 12:47 pm

Los caballeros no se movían para nada, eran estatuas inmutables que no parecían reaccionar ante nada pero cuando Uriel se dirigió a ellos relajaron sus posturas y, el que parecía el jefe de estos, respondieron con educación diciendo:

-Sea bienvenido ser Uriel, no esperábamos tan pronto su llegada, sin duda nuestra petición al Castillo Negro ha sido debidamente escuchada. Podrá encontrar a ser Manfred Hessel en las celdas del templo- las celdas eran las habitaciones de los devotos de los Dioses- por lo que acompáñeme y le llevaré hasta él.

Dicho esto el caballero acompañó a ser Uriel por el interior del Templo. No era muy común eso pero dado que el recién llegado venía en misión oficial había que tratarlo como tal. Entraron en la nave principal del templo, que tenía al fondo una gigantesca estatua de Aenor sentado en su trono y a los laterales capillas dedicadas a las demás deidades como Myr o Ithelien.

Entraron en un pasillo lateral que los llevó hasta la zona de celdas del templo, tras dejarlo ante una puerta el caballero volvió a su puesto de guardia para dejar a Uriel ante aquella habitación, no sin antes llamar, para escuchar lo siguiente:

-¿Quien va?- la voz era tranquila pero solemne, no habían abierto aun la puerta de la celda aunque no se escuchaba ningún otro sonido. Era un lugar muy espiritual y silencioso y cualquier palabra debía ser dicha con sumo cuidado.


Yo soy el que soy.



Bolsa: Más que tú.

avatar
Creador

Fecha de inscripción : 09/01/2010


Información de Personaje
Lugar de Nacimiento : soy eterno, no nací.
Títulos :
Renombre : Desconocido.

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: De vuelta al hogar

Mensaje por Uriel el Jue Jun 28, 2012 2:45 pm

Muchas gracias, buen señor. Respondió Uriel al caballero luego de que este le respondiera. El protocolo indicaba que el hombre lo guiaría hacia Ser Manfred y así lo hizo, conduciendo al joven por la iglesia. Si por fuera le pareció maravillosa, por dentro era aún más gloriosa siendo lo que más le llamo la atención la enorme estatua de Aenor al fondo del templo. La magnánima hacía que el noble corazón del joven ser se enalteciera, haciéndole sentir parte de algo inmenso, y más aún ahora que estaba a punto de colocar su granito de arena.

Dobló hacia un pasillo lateral el guardia, seguido de Uriel y llegaron rápidamente hacia las celdas del templo. Ahí el guardia llamo a la puerta que correspondería con los aposentos de Ser Manfred. Luego de esto se marcharía a continuar su guardia. Uriel escucho la pregunta detrás de la puerta, pidiendo a quien llamaba se identificara. El joven Ser repondió.

Ser Uriel Leiktor, mi señor. Enviado de la Orden de Aenor para atender los problemas acontecidos recientemente. Habló con la voz levemente alzada para que no se perdiera con la puerta el sonido. Habló con toda la majestuocidad que le fue posible, cosa de generar una buena impresión anta aquel hombre. Por suerte su decisión de tomar la barca fue acertada. Si el guardia de la entrada se había "alegrado" por la pronta llegada del joven. Creía este que aquel que le esperaba tras esa puerta lo haría también. Eran las cosas que pensaba quizás por ser tan joven y por querer demostrar su valía para la Orden.
avatar
Uriel

Fecha de inscripción : 21/06/2012


Información de Personaje
Lugar de Nacimiento : La Gran Villa
Títulos :
Renombre : Desconocido.

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: De vuelta al hogar

Mensaje por Manfred el Jue Jun 28, 2012 6:56 pm

El caballero abrió la puerta al escuchar la presentación de ser Uriel y con su mano diestra apoyada en la rugosa madera de la celda observó de arriba hacia abajo al recién llegado. Ser Manfred era un hombre alto pues media alrededor de metro ochenta pero no era corpulento, más bien parecía ágil y atlético mas que fuerte y pesado. Su pelo, liso y oscuro, caía sobre sus hombros y su rostro, aun en la veintena, mostraba ya facciones curtidas por la guerra y el dolor de los guerreros. Su mirada oscura era muy penetrante y parecía ver hasta la propia alma del muchacho.

-Bien, no os esperábamos hasta dentro de unas semanas ser Uriel pero no puedo decir que lamente vuestra llegada... Sin duda Aenor ha escuchado mis súplicas- dicho esto se echó a un lado para dejar a su invitado entrar en la humilde habitación- Ante todo debo deciros que ante los ojos de Aenor somos iguales así que no os mostréis inferior a mi, ambos somos caballeros y ambos tenemos que cumplir con nuestro deber.

La habitación del caballero era muy humilde pero algo más grande de la que tenía Uriel en el Castillo Negro. Para empezar tenía un armario y era grande, un buen baúl a los pies de la cama, había un pequeño mosaico de Aenor en la pared y había un amplio escritorio al fondo de la habitación. Así como un catre normal y corriente, en suma no llegaba al doble de su celda en su anterior hogar pero dado como había para él podría ser un gran lujo y esos lujos en la orden se daban por méritos personales.

-Tomad asiento por favor- dijo indicando a Uriel la única silla de la habitación- y decidme ¿Que sabéis de la misión? ¿Habéis tenido un buen viaje? ¿Como habéis llegado tan pronto?


Manfred Hessel, caballero de la Orden.
avatar
Manfred

Fecha de inscripción : 04/05/2010


Información de Personaje
Lugar de Nacimiento : Línea Fértil (cerca del Gran Bastión)
Títulos : Caballero.
Renombre : Desconocido.

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: De vuelta al hogar

Mensaje por Uriel el Vie Jun 29, 2012 11:21 pm

La puerta se abrió y dejó ver al hombre al cual el joven caballero estaba buscando. Alto y de mirada penetrante, ser Manfred miró de arriba a abajo Uriel y lo invitó a pasar. Como lo había pensado, se "alegró" de la pronta llegada del joven ser. Y con un pequeño recordatorio a este, que hizo lo hizo caer en la cuenta, por vez primera, de que era un caballero, lo invitó también a tomar asiento. Ser Uriel acepto la silla, que parecía ser la única del lugar.

Muchas gracias, ser Manfred-contestó el joven- a veces olvido que fue ascendido hace poco. Diciendo esto tomó asiento y observó el lugar ligeramente. Era muy humilde, más grande que su habitación, pero muy humilde. El alto caballero le pregunta sobre la misión y el viaje.

Para ser sincero, solo sé que un caballero fue asesinado hace poco, es todo lo que el Sumo Maestre me ha dicho. Dijo que vuestra merced se encargaría de darme más detalles sobre el tema. También habló de una justa que se celebrará dentro de poco, de la cual podría participar. La verdad es que estoy interesado. Dicho esto cambió de tema. He llegado rápido debido a que el Maestre le dio carácter de urgente, es por eso que tome un barco hacia la ciudad lo más pronto que pude luego de leer su mensaje. El viaje fue cómodo, valió lo que tuve que pagar por el.

Ser Uriel no sabía si preguntarle algo más al caballero, por lo cual luego de terminada su respuesta. Mantuvo silencio para dejar hablar a ser Manfred. Uriel se imaginaba que tenía cosas más importantes que agregar. Luego tendría tiempo para preguntar algo más informal.
avatar
Uriel

Fecha de inscripción : 21/06/2012


Información de Personaje
Lugar de Nacimiento : La Gran Villa
Títulos :
Renombre : Desconocido.

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: De vuelta al hogar

Mensaje por Creador el Sáb Jun 30, 2012 3:43 pm

El caballero invitó a su invitado a que tomara asiento tras cerrar la puerta cuando entró y, sentándose en la cama, abrió un pequeño cajón de la mesa para sacar, del fondo, una botella de vino y un par de copas.

-¿Deseáis un trago de vino de la Línea Fértil?- aquellos vinos, de las tierras del Bastión, tenían fama de ser los mejores tintos que podían cultivarse en todo el Valle- El caballero fallecido se llamaba Arthorin Ghurtein y era un vasallo del Bastardo de Sangre ¿Que sabéis del Fuerte de Sangre?

Su voz era tranquila y pausada, además de amable y mientras hablaba le serviría primero, si quería, vino a Uriel y luego a él mismo. Servir primero al invitado era un signo de respeto y consideración hacia el invitado y esa clase de detalles debería tenerlos en cuenta Uriel en el futuro pues hablaban en gran medida de la estima que había entre hombres y mujeres en la corte.

Uriel sabía, del Fuerte de Sangre, lo mismo que la mayoría. Era un castillo que estaba al norte del Valle, de clima mas veraniego que el sur, llamado así por las rojas piedras que poseía, algunos dicen que porque fue construido con la sangre de los antiguos paganos que moraban en el Valle. e cuenta que tiene a los guerreros mas fieros de todo el Valle a su servicio y que son gentes muy supersticiosas, debido en gran medida a la cercanía del Bosque Sangriento. También había escuchado que un dragón, Basius, estaba atemorizando las tierras del norte pero la Orden, por el momento, creían que eran rumores de campesinos.

Había muerto el anterior señor del Fuerte de Sangre y ahora muchos herederos pugnaban por el poder de este, el Bastardo de Sangre era uno de ellos y el que actualmente contaba con más apoyos entre los vasallos y con la posesión física del castillo.


Yo soy el que soy.



Bolsa: Más que tú.

avatar
Creador

Fecha de inscripción : 09/01/2010


Información de Personaje
Lugar de Nacimiento : soy eterno, no nací.
Títulos :
Renombre : Desconocido.

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: De vuelta al hogar

Mensaje por Uriel el Dom Jul 01, 2012 4:00 pm

[color:dac5=cyan]Por favor[/i], respondió Uriel a la oferta del caballero. Recibió la copa y esperando a que su anfitrión se sirviera bebió junto a el. Fuerte de Sangre. Claro que sabía de el lugar. No mucho, pero algo sabía. -Lo mismo que sabe la mayoría de la gente. Se que habitan muchos de los más fuertes guerreros del reino y que son un pueblo de lo más supersticioso. Además había escuchado el rumor de que un gran dragón rondaba por esos lugares cercanos. Más que eso nada..

Un dragón, que interesante se escuchaba eso y a la vez aterrador. Sería posible que semejante bestia existiera. Tan grande y poderosa capaz de hacer destrozar lo que fuera. Era simplemente increíble...

Pero poco tiempo tuvo Uriel para pensar en eso ya que debía concentrarse en la misión y no parecer desinteresado. Podría molestar al caballero con semejante actitud y eso lo pondría en problemas. Hay algo más que deba saber sobre ese lugar?, preguntó tratando de compensar el pequeño hueco que dejó en la conversación al pensar en dragones. Ya no estaba para fantasías.
avatar
Uriel

Fecha de inscripción : 21/06/2012


Información de Personaje
Lugar de Nacimiento : La Gran Villa
Títulos :
Renombre : Desconocido.

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: De vuelta al hogar

Mensaje por Creador el Miér Jul 04, 2012 1:21 pm

Ser Manfred Hessel escuchó atentamente las palabras de Uriel, basadas más en los cuentos y leyendas que contaban los chismosos que en la vivencia y experiencia de haber pasado y vivido por aquellas tierras. Aun así el caballero no se mostró decepcionado, tampoco alegre, parecía tener una máscara en el rostro que impidiera ver lo que sus ojos o sus facciones querían expresar. Algo sumamente confuso...

-El norte se encuentra al borde de la guerra, su antiguo señor ha muerto y ahora todos quieren el poder... Sin entrar demasiado en los detalles genealógicos te diré, para que te sitúes, que tenía un hijo bastardo, que no podía heredar, pero que a su muerte se ha hecho con el poder, matando a todos los nobles caballeros que se opusieron a él, ahora controla el castillo y sus inmediaciones. Posee además a Matadragones, una espada de Aenor, un arma temible y todo un símbolo de poder entre los norteños. Luego está Madius Leiford, un comerciante muy rico de Wylerd, controla al senado de está serenísima ciudad y es el descendiente directo del hermano del abuelo del difunto, único miembro con vida de la casa, por lo que es el heredero de sangre pero por ser comerciante es despreciado por todos los nobles del lugar... Aun así tiene en su poder una ciudad y quiere la posesión del Fuerte de Sangre. El último candidato es ser Geert Horst, señor del Castillo de Kirme, es un hombre humilde, sobrio y muy leal. Su poder es muy reducido pero fue un gran amigo del difunto y se ganó su aprecio por lo que al fallecer este le dio en herencia su título, sus tierras y su castillo. Pasó de ser un simple señor de segunda fila a uno de los grandes del Valle pero solo los más leales al antiguo señor le apoyan...- aquí Manfred hizo una pausa para dar un pequeño trago a su copa de vino- Tiene la legalidad en su mano y la Orden ha verificado la legalidad del documento de herencia que aporta pero nosotros no nos metemos en guerras. Deberá ganar su título por medio de la sangre y el fuego.

Toda esa información era trascendental, todos los herederos tenían motivos y razones y algunas eran más válidas que otras pero quizás un sentimiento de rabia surgiría en Uriel al saber que no podrían ayudar a aquel hombre, conocido por ser honrado, fuerte y leal. Mostraba todas las actitudes de un gran caballero y era un hombre digno de ser el señor de aquel lugar pero no solo eso pues también tenía fama de ser un gran estratega.

-Dicho esto descubrimos que el Bastardo de Sangre- nombre por el que se conocía al bastardo de Fuerte de Sangre tras matar a todos los caballeros de la corte que se opusieron a él- envió a uno de sus leales a por apoyos en la Gran Villa pero este leal fue asesinado... Aun no sabemos bien como pero parece que su comida fue envenenada. Debemos descubrir quien lo mato y como y el por que. Debemos evitar que la Gran Villa, cuidad de paz y armonía, caiga en las garras de esa guerra, la Orden juró proteger esta urbe de cualquier conflicto político y debemos evitar a toda costa que pierda su neutralidad. Nuestra misión inicial era tomar preso a ese caballero pero, como imaginarás, lo encontramos muerto. Iba acompañado por Adam Stark, heredero del condado de Skutland y por una mercenaria llamada Ivannia- aquellos nombres no le sonarían en absoluto a Uriel pero sabía que el condado de Skutland estaba cerca del Castillo del Halcón- Así que con tu ayuda reanudaremos la investigación y descubriremos quien acabó con ese caballero. Pero debemos mantener las formas así que, ahora mismo, marcharás a la justa para inscribirte y participar.

Dicho esto el caballero se levantó para abrirle la puerta a su allegado, si este no tenía nada que añadir o preguntar claro. Era importante mantener las formas, evitar que se percataran de que estaban buscando a un asesino. Los detalles más concretos del asesinato podrían ser preguntados por ser Uriel si lo deseaba y cuando terminara la justa comenzaría la auténtica investigación.



Yo soy el que soy.



Bolsa: Más que tú.

avatar
Creador

Fecha de inscripción : 09/01/2010


Información de Personaje
Lugar de Nacimiento : soy eterno, no nací.
Títulos :
Renombre : Desconocido.

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: De vuelta al hogar

Mensaje por Uriel el Miér Jul 04, 2012 5:47 pm

Ser Uriel ya sabía la historia detrás de la misión y no dejaba de parecerle injusto la situación vivida en ese lugar. También le parecía triste el hecho de poder ayudar a ese hombre que contaba con tan poco apoyo. Pero también era cierto que los caballeros no pueden participar de esas cosas. Debían mantener segura La Gran Villa y mantenerse neutrales a los asuntos exteriores. Era ciertamente algo que incomodaba al joven, que tenía un sentido de la justicia muy marcado. Pero por ahora no había mucho que hacer.

Habiendo bebido ya de la copa, no había mucho más que ser Manfred pudiera decirle por ahora. Por lo que Uriel aprovecho de hacer un par de preguntas antes de marchar: Antes de marchar quería haceros unas preguntas ser Manfred. Si el caballero no se oponía, que era claramente lo que ocurriría, le preguntaría lo siguiente en respectivo orden; ¿No hay alguna de forma de ayudar a ese hombre de forma más indirecta, me parece algo injusto que no tenga pueda obtener algo que le corresponde por derecho?, de la respuesta preguntaría: Quería saber además si pudierais decirme ¿donde encontrar ese lugar para inscribirme?, la verdad hace mucho no vengo aquí y estoy algo perdido, se sentía algo tonto por esa pregunta pero no tenía de otra. Y por último, quería preguntarle ¿cuando podría visitar a mis padres?, el Sumo maestre dijo que podría, pero no especificó el cuando. Uriel se mostró respetuoso en su hablar, amable y hasta un poco ingenuo. No quería dar la impresión de que era un sobrado pero tampoco que le faltaba personalidad.

Entre tanto Uriel pensaba sobre la misión, no sabía muy bien que tendría que hacer aún, pero se imaginaba que algo de verdad oscuro ocurría. Y esa sombra de maldad amenazaba con cubrir la urbe. Era su misión evitarlo a como de lugar. No le sería difícil ocultar todo. O por lo menos eso pensaba. No debiera de ser tan complicado, pensó. Su mente de joven aún no entendía a la perfección el mundo al cual debía enfrentarse. Y creía que las cosas no tendrían mayor complejidad. Tal vez se dejaba mucho llevar por su fé, creyendo que Aenor cuidaba en cada momento de los miembros de la Orden. O fuera quizás que aún era muy ingenuo. Tal vez el joven ser no lo sabía, pero estaba más que claro que cambiaría esa visión luego de terminar esta misión.
avatar
Uriel

Fecha de inscripción : 21/06/2012


Información de Personaje
Lugar de Nacimiento : La Gran Villa
Títulos :
Renombre : Desconocido.

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: De vuelta al hogar

Mensaje por Creador el Mar Jul 10, 2012 6:26 pm

El caballero dejó que su compañero hablara con total libertad, su rostro no mostró ninguna reacción destacable tras aquellas complicadas cuestiones pero si pareció bastante seguro al responder al por que la Orden no debía inmiscuirse en esos asuntos:

-Se que desearías hacer justicia, yo mismo lo anhelo, pero somos los guerreros de los Dioses, nuestro deber está para con ello y no con los hombres...- parecía parafrasear un texto o discurso de un antiguo maestro suyo- Si no fuera así perderíamos rápidamente el norte, los miembros de la orden se dejarían llevar por los asuntos más banales y nos corromperíamos. Para inscribirte al torneo debes ir a las afueras, no tiene pérdida porque han montado un gran mercado en la zona norte de la ciudad por motivo de ese acontecimiento y hay enormes explanadas dedicadas al evento y, sobre tu familia, puedes ir cuando lo desees pero no mientras estemos en pleno acto del deber. Dicho con más claridad: puedes ir ahora que aun no hemos empezado con la misión. Se te asignará una habitación en el templo para que puedas descansar por las noches y comemos durante el cenit del día, desayunamos al amanecer y cenamos al atardecer.


Yo soy el que soy.



Bolsa: Más que tú.

avatar
Creador

Fecha de inscripción : 09/01/2010


Información de Personaje
Lugar de Nacimiento : soy eterno, no nací.
Títulos :
Renombre : Desconocido.

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: De vuelta al hogar

Mensaje por Uriel el Miér Jul 11, 2012 3:38 am

Muchas gracias, ser Manfred. Me retiro entendiendo las razones de nuestra Orden y que tengo que aprender bastante aún. Me retiro para inscribirme a la competencia. Muchas gracias por vuestra hospitalidad. Nos veremos más tarde. Dicho esto, hizo una pequeña reverencia y se retiro con el permiso de su anfitrión. No le parecía muy justo aquello que había dicho. Pero también era cierto que no eran sus deberes y las consecuencias que esas acciones tendrían para los caballeros, por lo que se resignó a aceptar ese detalle de su labor. Así fue como fue en busca de los guardias para pedirles a Zekiel y dirigirse directo hacia la competencia para registrarse. Según ser Manfred no sería difícil llegar ahí por lo que preguntando a un par de personas llegaría fácilmente, o así parecía ser.

Ya con en su fiel caballo partió hacia donde ser Manfred le indicó con el mismo paso que cuando llegó. Rápido, pero no apresurado. Manteniendo la dignidad propia de un caballero en el andar. Y mientras andaba y preguntaba por indicaciones a algún guardia u otra persona, ya se imaginaba lo que haría después de terminar con el registro, si es que tenía tiempo. Iría directo hacía el lugar que lo vio nacer y crecer por diez años. Volvería al lugar que había dejado hace ya ocho años para convertirse en caballero y dar un gran paso en su vida. Ya era tiempo de saber que fue de esas dos personas que lo cuidaron de niño y de los cuales se despidió con una simple promesa, que estaba a punto de cumplir. Era cosa de tiempo para que llegara al registro y llegara a su antiguo hogar.
avatar
Uriel

Fecha de inscripción : 21/06/2012


Información de Personaje
Lugar de Nacimiento : La Gran Villa
Títulos :
Renombre : Desconocido.

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: De vuelta al hogar

Mensaje por Creador el Sáb Jul 14, 2012 3:05 pm

Gracias a las indicaciones de los amables guardias del templo logró llegar rápidamente hasta lo que era, sin duda alguna, el campo de torneos y de justas de la Gran Villa. Era una gran y extensa explanada en la había varios campos. Uno de ellos era alargado y muy amplio, el mas grande de todos, y estaba dividido en dos partes al estar separados por una espina de postes. Allí tendría lugar la gran justa de lances entre los caballeros y había un gran podio en el que los nobles se sentarían para observar.

Muy cerca habría otro campo similar pero de menor tamaño, para las justas entre escuderos, pero entre ambos varios cuadriláteros de pendones en los que los caballeros lucharían con sus espadas a pie contra sus adversarios. Al otro lado del campo, muy alejado del resto, había un espacio para el tiro con el arco y, entre este evento y la villa, había un gran mercado en el que comprar toda clase de objetos exóticos.

El centro de inscripciones estaba en la entrada del campo y el caballero podría inscribirse sin problema alguno. Su primero combate comenzaría aquella misma tarde pero debería decir a que tipo de competiciones se apuntaría.



Yo soy el que soy.



Bolsa: Más que tú.

avatar
Creador

Fecha de inscripción : 09/01/2010


Información de Personaje
Lugar de Nacimiento : soy eterno, no nací.
Títulos :
Renombre : Desconocido.

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: De vuelta al hogar

Mensaje por Uriel el Dom Ago 12, 2012 6:38 am

Uriel llegó al fin al lugar de la competencia. Respiro fuertemente y mantuvo el aire un momento para luego dejarlo salir rápidamente. Se sentía el poder del lujar. Ajetreado. Gente comprando, mercaderes vendiendo. El ambiente era tal cual lo imaginaba. Se bajo del Zekiel y llevándolo por las riendas se dirigió a la entrada del lugar, que es donde se encontraba el centro de inscripción. Al llegar ahí miro al encargado de inscribir a los competidores y hablo:

Soy Ser Uriel Leiktor, enviado de la Orden de Aenor para la competencia. Deseo inscribirme a la justa y al combate de espada a pie, cantó el joven. Sus intenciones en la competencia no iban más aya de probarse a si mismo. No tenía deseos de ganar, solo conocer sus habilidades de combate, puestas a prueba en un ambiente donde no se encontraría necesariamente la muerte. Era una buena oportunidad para el joven caballero para forjarse como un gran guerrero, y este, ansioso de aprender y demostrar su valía, no perdería oportunidad alguna.

Al parecer esa misma tarde haría su primera aparición en la compentencia, por lo que preguntó si había un lugar del cual podía disponer para prepararse, lugar donde haría una oración para su Señor Aenor, pidiendo lo guiara y no hubieran mayores complicaciones. Estaba decidido y listo para lo que fuera.
avatar
Uriel

Fecha de inscripción : 21/06/2012


Información de Personaje
Lugar de Nacimiento : La Gran Villa
Títulos :
Renombre : Desconocido.

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: De vuelta al hogar

Mensaje por Creador el Miér Ago 29, 2012 2:03 pm

El escribano que estaba llevando la cuenta de los participantes a la justa era un hombre mayor, aunque no anciano, de rostro marcado por la edad y muy severo. Calvo y con la barba de varios días, de ojos oscuros y cansados, y de cuerpo débil, muy enjuto, por lo que Uriel pudo deducir que había dedicado toda su vida a los libros y a la escritura, mucho era que aun parecía capaz de escribir y leer por si mismo.

-Muy bien... Supongo que sabrá que usted corre con los riesgos y con los costes del equipo, el vencedor de los lances a caballo se llevará un arcón de oro y el de las espadas un cofre. Estampe aquí su sello- dijo señalando un hueco del pergamino que estaba libre, junto a él había un bote con lacre caliente con el que podría estampar su anillo para dejar su marca, algo muy normal en estos casos- su oponente será Nerian Alwin, otro caballero de la Orden como vos. Lucharan esta misma tarde en espadas a pie. Los lances comienzan mañana.


Yo soy el que soy.



Bolsa: Más que tú.

avatar
Creador

Fecha de inscripción : 09/01/2010


Información de Personaje
Lugar de Nacimiento : soy eterno, no nací.
Títulos :
Renombre : Desconocido.

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: De vuelta al hogar

Mensaje por Uriel el Miér Ago 29, 2012 10:48 pm

Por supuesto que lo sé, muchas gracias. Dijo Uriel al viejo al tiempo que dejaba la marca de su anillo. Su combate venía pronto y debía prepararse. Iría al mercado para buscar alguna que otra arma que comprar. Lo que de verdad necesitaba era una armadura completa, pues solo contaba con su cota de malla, su escudo y refuersos en las extremidades. Buscaría al mejor postor en el mercado y dependiendo de cuanto costara la compraría, despues de todo los fondos de Uriel eran bastante escasos.

Mientras buscaba por armaduras se preguntaba por su oponente, Nerian. Había oido sobre el, debido a que era miembro de la orden. Pero poco podía decir de el, Espero a que no sea un gigante o algo por estilo, rió el joven ser mientras miraba ofertas y escuchaba regates. Ciertamente no era un hombre de mercado, pero tampoco era un imbécil, por lo que no se dejaría llevar por la armadura más bonita, si no por la que mejor resistencia ofreciera. Su próximo combate sería sin duda...interesante.
avatar
Uriel

Fecha de inscripción : 21/06/2012


Información de Personaje
Lugar de Nacimiento : La Gran Villa
Títulos :
Renombre : Desconocido.

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: De vuelta al hogar

Mensaje por Creador el Jue Sep 13, 2012 2:48 pm

Lo normal para comprar una armadura era ir directamente al herrero pues este podía darte un equipo a tu medida y nuevo pero, dado que Uriel tenía pocos recursos, ir al mercado podía ser la mejor opción para adquirir unas protecciones de segunda mano pero baratas.

Nerian, según había oído, era un hombre joven en la Orden y apenas tenía renombre, se decía que era honroso y virtuoso y no era conocido por ser vil o traicionero. Esto último era muy importante si alguien deseaba luchar contra él pero Uriel tampoco sabía mucho mas...

Al cabo de una hora de búsqueda por el mercado acabó encontrando una especie de buhonero que poseía muchos cacharros, entre ellos restos de varias armaduras y espadas muy gastadas, por lo que se acercó a él y preguntó por los precios.

-Oh, para un caballero de la Orden como vos, puedo dejaros un yelmo casi nuevo- dijo mostrando uno bastante usado y magullado pero resistente en apariencia- por unas... 30 monedas de bronce. Las protecciones os las puedo dejar a 20 por pieza, como las hombreras, grebas, etc.

Cada pieza era de una armadura diferente, estaban muy gastadas y usadas pero parecían que podrían resistir la lucha de nuevo. Uriel tendría que medirse y probarse cada una y, obviamente, regatear era una obligación con los buhoneros.

Spoiler:
OFF: Abriré otro tema para que luches con Nerian, así que cuando termines con esta transacción postea allí.


Yo soy el que soy.



Bolsa: Más que tú.

avatar
Creador

Fecha de inscripción : 09/01/2010


Información de Personaje
Lugar de Nacimiento : soy eterno, no nací.
Títulos :
Renombre : Desconocido.

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: De vuelta al hogar

Mensaje por Contenido patrocinado


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.
Lee!!!
{Pasa el Mouse}